Ir a pagina principal
YouTube Twitter Facebook

Insólito: la Provincia debió subsidiar a Aguas para pagar el tarifazo de la luz

La empresa ASSA utilizó 58 millones de pesos extra provenientes del Tesoro para hacerle frente al costo de los servicios. Y recortó fondos al tratamiento potabilizador.

Assa
.

Por Gustavo Castro

 El gobernador Miguel Lifschitz firmó el 31 de agosto pasado el decreto N° 2569 mediante el que se le inyectan $ 260.301.840 a ASSA, de los cuales el destino principal, con 58 millones y medio de pesos reales, es el rubro “Servicios Básicos”, donde mayormente está el gasto eléctrico de oficinas, plantas potabilizadoras y bombas de impulsión del agua a las cañerías de la red.

Según el decisorio, al que accedió Diario Santa Fe, “se considera imprescindible otorgar el aporte requerido” ante diversas razones, entre ellas la necesidad de adecuar los recursos a “los niveles necesarios para la prestación del servicio, considerando también las variaciones de precios”.

En las planillas anexas del decreto del gobernador se observa que el dinero proviene en su totalidad de las llamadas “Obligaciones a cargo del Tesoro”, una suerte de bolsa de reserva, en este caso prevista para obras en el área de Seguridad.

En el detalle se ve el movimiento presupuestario con ampliaciones, o sea el ingreso proveniente del gobierno, y reducciones, es decir la plata propia que achica la empresa. De allí surge, por ejemplo, que el Tesoro transfiere $93.500.000 para el pago de los servicios pero a la vez ASSA ahorra $35.000.000, con lo cual el extra para abonar el tarifazo es de $ 58.500.000.

Lo contrario ocurre con los “Compuestos Químicos”, los insumos para potabilizar el agua: entran 63 millones pero se recortan 100 millones propios, con lo cual en la práctica hay un ajuste en el tratamiento del líquido de 37 millones de pesos.