Ir a pagina principal
YouTube Twitter Facebook

Diputados aprobó nueva Ley de Talles: federal, inclusiva e igualitaria

La Cámara baja nacional sancionó el proyecto que busca establecer un "Sistema Único Normalizado de Identificación de Talles de Indumentaria" (SUNITI) correspondiente a medidas corporales estandarizadas, y que ya tenía sanción del Senado. En Santa Fe la Ley ya tiene 12 años pero no se cumple, así lo muestra un relevamiento hecho en los comercios locales.  

Talles 1 final
.

Por Flor Torres@Rastitaflor )

 

Argentina cuenta con 12 leyes vigentes en el país -entre provinciales y municipales- que continúan sin cumplirse. Éstas no garantizan aún la existencia de prendas acordes a la diversidad corporal de la población. La ley de talles más antigua es la bonaerense sancionada en 2001 y la última provincia en sumarse con ley propia fue Córdoba en 2015. En 2007, fue sancionada una ley de talles en la provincia de Santa Fe con el número 12.841.

 

Siete de cada diez personas, adolescentes y adultas, aseguran que tienen problemas para encontrar prendas de su talle en la Argentina. En tanto en la Provincia de Santa Fe, la ley de Talles Nº 12.841 rige desde noviembre de 2007 y fue reglamentada, a través del Decreto Nº3349, el 11 de octubre de 2013. El Concejo Municipal de la ciudad de Santa Fe aprobó finalmente, por unanimidad, la ordenanza Nº 1251 mediante la cual dicha ciudad adhiere a la Ley provincial de talles.

 

La ley de talles vuelve a instalarse en la agenda actual. El debate en la Cámara de Diputados plantea una modificación sobre la vigente ley y busca consenso para que se apruebe una ley federal, única e inclusiva.

 

“Tu talle, ningún detalle”

 

A través de la iniciativa de tener un proyecto que respalde el cumplimiento de la ley de talles, Vanesa Oddi, la Vicepresidenta Segunda del Concejo del Frente Progresista Cívico y Social -Partido Socialista en su momento, impulsó la ordenanza que regula la ley de talles en Santa Fe y junto al Concejo se crea en el ámbito municipal el Programa “Tu talle, ningún detalle”. La misma busca que los fabricantes que confeccionen y comercialicen indumentaria cumplan con lo establecido por las normativas provinciales.

 

La iniciativa tiene como finalidad garantizar la debida cumplimentación de la Ley de Talles, que dispone que las empresas industriales radicadas en el ámbito de la Provincia, cuya actividad sea la fabricación de indumentaria femenina, deberán confeccionar las prendas en todos los talles necesarios para cubrir las medidas antropométricas de la mujer- adolescente, como así también que la marcación de las prendas deberá realizarse conforme a las medidas aprobadas mediante las normas IRAM (talles del 36-54)  y hasta el talle 60 para hombres. Tanto el decreto como la leyno se cumplen.

 

El incumplimiento persiste

 

Recorrer locales de indumentaria de la peatonal santafesina y encontrar prendas adecuadas para cualquier talle y cuerpo sigue siendo una verdadera odisea. Si bien las mujeres son las más afectadas a la hora de encontrar el talle justo, parte de la población masculina también se encuentra en un aprieto cuando de buscar números se trata.

 

Un informe realizado en noviembre del 2018 en la peatonal San Martín demostró que de 121 locales de indumentaria, 83 tiendas correspondientes a venta de ropa de mujer sólo 15 sostenían trabajar talles “especiales” (hasta el 42/44). De esos 83 locales sólo 6 de ellos exponían en vidriera un cartel que el local donde indicaba que brindaban talles especiales (3 de ellos aclaraban el rango que trabajan). De los 121 comercios consultados en la peatonal solo 3 de ellos tienen proveedores directos de fábrica. El error: ofrecer un producto que no está dentro de los parámetros exigidos por la ley como si fuera de tal talla.

 

“No trabajamos ese talle”; “Se estira con el uso”, “Es así apretadito”, “Es el único talle que tenemos” o “Talles más grandes no entran en esta marca”, “Probate tranquila, dice 42 pero es como un 44”, “ese modelito sólo lo fabrican en talle único” son las respuestas latiguillos que a diario se siguen escuchando en los locales de indumentaria.

 

En cuanto a los negocios de hombres de un total de 47 locales, sólo 9 trabajaban talles altos (3 de ellos incluían hasta el talle 60). Mientras que, en los comercios para niños, un total de 14 locales sólo trabajaban hasta el talle 14. Línea estándar, para “niños sin problemas de sobrepeso, nenes normales”, sostenía una vendedora.

 

La disparidad y disponibilidad de los talles de indumentaria es aún uno de los grandes problemas que mujeres, y también hombres, de todas las edades, enfrentan a la hora de vestirse. Sólo el 38% de los comercios de ropa en la peatonal santafesina, cumplen con la ley de talles.

 

Pedido de informe por incumplimiento

 

Desde Defensa del Consumidor de la ciudad de Santa Fe, sostienen que no han recibido denuncias en el período 2017 o en lo que va del año 2019 por el incumplimiento de la Ley de Talles en la ciudad. Aluden, además que ellos no pueden hacer un relevo de esta problemática ya que la autoridad encargada en regular y/o sancionar por incumplimiento de la normativa es la Dirección General de Comercio Interior y Servicios.

 

El incumplimiento de esta ley debe denunciarse el comercio o la marca. Asimismo, Defensa del Consumidor pondrá a disposición de los consumidores una línea gratuita de teléfono (0800-444-0442) para recibir demandas, reclamos y consultas acerca de lo establecido por la Ordenanza. En la demanda, consulta o reclamo, la Ordenanza indica que se deberá dejar constancia de: Nombre del establecimiento, Dirección, Fecha en la que se detectó la irregularidad, Prenda y talle que no se encontró en existencia de acuerdo con lo establecido por la normativa. El concejal Ignacio Kerselevóa fines de noviembre del 2018 un informe ala

 

La nueva Ley nacional

 

Talles Votacion
Momento en que se aprobó la Ley de Talles.

El nueva norma establece una única tabla de talles diseñada a través del Primer Estudio Antropométrico Nacional que realizó el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (Inti). Con un escáner 3D, en el último año se buscó relevar una muestra de 12 mil personas de distintas regiones del país para caracterizar el cuerpo actual de los argentinos, no sólo el promedio sino todo el rango posible. La iniciativa establece un “Sistema Único Normalizado de Identificación de Talles de Indumentaria” (SUNITI). Con 163 votos a favor, se convirtió en ley esta iniciativa que busca que los locales de ropa vendan prendas con medidas corporales estandarizadas.

 

Los especialistas del Inti sostienen que a nivel internacional más de 60 países cuentan con este tipo de estudio. La falta de este insumo técnico en Argentina permitió, de alguna manera, que las empresas definan sus talles utilizando escalas diversas como L, M, S o bien uno, dos, y tres o bien el que la firma considere siempre en base a medidas de otros países y no al cuerpo argentino. Esto genera mucha confusión entre los consumidores porque, incluso dentro de una misma marca, se usan distintos sistemas de identificación.

 

Argentina cuenta con una nueva Ley de talles con un registro único y estandarizado, accesible al consumidor y que deberá ser actualizado cada 10 años. Además, establece medidas contra la discriminación en los comercios y apunta a atacar enfermedades como la bulimia y la anorexia. Tener un cuerpo disidente no puede ser sinónimo de exclusión, vestirse no debe ser un privilegio sino un derecho concedido.